¿Qué es el Riesgo de Crédito?

Cuando contratamos un producto financiero como inversores, hay la posibilidad de que la inversión que hemos hecho no nos sea de vuelta en el tiempo y cantidad estipulados por contrato. En estos casos es cuando podemos hablar del .

¿Qué es el Riesgo de Crédito?

El riesgo de crédito es la posible pérdida que asume un agente económico como consecuencia del incumplimiento de lo que se había pactado en el contrato. Este concepto se relaciona habitualmente con las instituciones financieras y los bancos, pero afecta también a empresas y organizaciones de otros sectores.

Tipos de Riesgo de Crédito

Encontramos distintos tipos de riesgo de crédito, puesto que este puede ser soportado por distintos agentes económicos, sobre los cuales se puede dividir el riesgo de créditos.

Riesgo de crédito sobre las empresas

Las empresas soportan el riesgo de crédito cuando, tras la venta a plazo de un producto, el cliente no lo paga. Para evitar situaciones de este tipo, lo que hacen las empresas normalmente es contratar a servicios externos que estudian el riesgo de crédito de los clientes que solicitan una compra-venta a plazo.

Riesgo de crédito sobre personas físicas

Aunque a veces no seamos consciente de ello, las personas físicas soportan el riesgo de crédito, a pesar de que muchas veces, no son conscientes de ello. Por ejemplo, depositar dinero en el banco, trabajar por cuenta ajena o otras operaciones financieras de mayor peso.

Riesgo de crédito sobre las instituciones financiera

Normalmente la actividad más común en este tipo de instituciones es la concesión de préstamos tanto a personas físicas como empresas. Para evitar este tipo de situaciones, es recomendable realizar estudios de riesgo de crédito exhaustivo de cada uno de sus clientes. Además, muchas entidades financieras lo que hacen es incluir cláusulas adicionales como la cesión de avales personales, que en caso de impago, cubran la cantidad adeudada. Además, también exigen, cuanto mayor sea el riesgo de crédito, mayores serán los intereses por los préstamos.

También exigen, cuanto mayor sea el riesgo de crédito, unos intereses mayores por los préstamos.

Formas para materializar el riesgo de crédito

Riesgo de default

Este tipo de riesgo de crédito se produce cuando la persona que debe un préstamos no cumple con las obligaciones establecidas en el contrato. Este tipo de riesgo puede ser provocado por un pago parcial, es decir, se recupera una parte del dinero, o por un impago completo, es decir no se recupera ni un euro.

Riesgo de crédito por rebaja crediticia

Esta forma de riesgo de crédito se utiliza para que una agencia de calificación rebaje la calidad de crédito de un activo o emisor.

Riesgo de spread de crédito

Este tipo de riesgo de crédito sirve para medir el aumento de la rentabilidad de un activo económico o financiero que se quiera medir respecto de la rentabilidad de un activo libre de riesgo.