Embalse financiero: Agua y Dinero.

Miscelánea Añadir Comentario


En estos momentos en los que la gran mayoría de los agentes económicos están clamando al cielo la falta de concesión de crédito por parte de las entidades financieras, me surgen dos preguntas: ¿Nos hemos quedado sin agua para financiar? ¿Controlamos de la misma forma dos bienes tan necesarios como el agua y el dinero? Durante todo el artículo, el dinero hará referencia al crédito disponible para su concesión por los Bancos.

Desde un punto de vista un poco más amplio que el estrictamente académico, no es cuestionable ni la necesidad del Agua ni la necesidad del Dinero para la subsistencia humana. Probablemente un análisis profundo sobre esta idea aportaría otros puntos de vista, pero desde un punto de vista global, esta idea nos puede servir para el desarrollo de este artículo.

Todos conocemos los controles que existen sobre un bien tan preciado como el agua. No nos imaginamos una falta de control sobre las reservas hídricas, sobre la calidad y sobre el reparto de este recurso. Es un bien que no depende directamente de nuestras acciones, sino que depende de la climatología, lluvia, nieve, granizo, etc… Y esto mismo habría que aplicar al Dinero. No es tan difícil. La base ya la tenemos y es tan simple como adaptar un método en funcionamiento o concepto a otro campo.

¿Podemos realmente crear una comparativa entre el Agua y el Dinero? Vamos a verlo…

Nadie se imagina que en un determinado día (y a todos) nos dijeran: Señoras y señores, sorprendentemente estamos al borde del colapso hídrico. A partir de ahora no será fácil obtener Agua.

Pueden pensar los expertos financieros (y los no tan expertos) que estos dos conceptos no son comparables. Obviamente, tienen parte de razón, y el no disponer de agua sería un desastre de proporciones inmensamente mayores. O también pudieran pensar que son factores económicos muy complejos los que afectan a la disponibilidad de Dinero. Pues sí, también llevan parte de razón, pero para ello están ustedes (los expertos) para identificar estos factores e igualar el control financiero al control hídrico. No es momento de lamentaciones, sino de acciones. O creamos ahora los embalses y mecanismos de control necesarios, o nos quedaremos mas veces sin Agua/Dinero, es decir sin crédito en los Bancos.

Si partimos de la base que 2007 fue un buen año para la economía española, y que durante ese año se concedieron X miles de millones de euros en créditos, podríamos llegar a la conclusión que España (es decir, sus habitantes, profesionales, empresas y entidades) necesita disponer de una determinada cantidad de dinero disponible a través del crédito para su desarrollo y, por tanto, ese abastecimiento de dinero debería estar garantizado.

Para que el país funcione con normalidad debemos disponer de X cantidad de agua. Y ésta se garantiza mediante las reservas hídricas, e incluso se vende al exterior (agua mineral embotellada para la exportación). ¿Por qué no se actúa de forma similar con el Dinero para crédito del que disponemos?

Una entidad privada, como es un Banco, puede marcar sus propias reglas, pero también debe someterse a las reglas creadas para garantizar el funcionamiento del país en el que desarrolla su actividad. Y si no está de acuerdo con dichas reglas que recoja sus bártulos y se vaya a gestionar dinero a otra parte. Si un Banco determinado representa, por ejemplo, el 10% del sector bancario (en todos sus parámetros) de un país, dicho Banco debería proporcionar ese mismo porcentaje del crédito total disponible y necesario para el funcionamiento del país.

Pero ahora mismo la situación del crédito en España es “a usted si, A usted no”… o mejor dicho, “a usted que ayer era sí, ahora le digo que no”. ¿Qué es esto? Deben existir unos requisitos mínimos por los que regir quién tiene acceso a crédito y quién no, y en que cantidad mínima. Estos requisitos mínimos deben ser estipulados por un Ministerio.

¿Quién estipula si se tiene acceso a Crédito o no? ¿Quién estipula si se tiene acceso a Agua o no? ¿Qué características económicas y personales preestablecidas dan acceso al crédito? ¿Qué características económicas y personales preestablecidas dan acceso al Agua? Aquí si debería existir consenso entre la y el Estado. Pactar unas normas para “tan capaces instituciones” no deberá ser tan difícil.

Todos sabemos si tenemos acceso o derecho, mediante normas, leyes y reglas preestablecidas, a

  • Seguridad Social.
  • Pago de impuestos.
  • Construir.
  • Crear una empresa o extinguirla.
  • Adoptar un hijo.
    Circular con un vehículo.
  • Recibir ayudas del Estado.
  • Casarnos.
  • Etc.

Si tenemos reglas y normas para (casi) todo, ¿es tan difícil establecer unos parámetros por los que conocer si cumplimos con los requisitos o no para acceder a créditos y para qué cantidades?

¿Qué es lo que ocurre? ¿Qué los bancos han invertido en otros mercados y no han obtenido los beneficios pretendidos y no tienen recursos para conceder crédito? ¿Y entonces en qué piensan? ¿Qué capacidad de análisis tienen? ¿Son verdaderamente expertos financieros o churreros?

Que los bancos extranjeros se rijan por otras reglas aún. Pero, ¿y los nacionales? ¿Deberemos llevar el dinero sólo a bancos extranjeros o sólo depositarlo en los nacionales si garantizan el flujo de crédito necesario para el país? Sería interesante saber qué bancos nacionales o extranjeros pactarían garantizar este flujo de dinero necesario e incluso probablemente sería buena publicidad para ellos.

No se quieren hacer trasvases de agua de una cuenca a otra, para no desfavorecer a la de origen. Pero en cuestión de dinero en forma de inversiones hemos hecho el trasvase del siglo. Si para invertir en mercados externos fuera obligatorio garantizar la circulación de X capital para la concesión de crédito en el país de origen, se invertiría igualmente, pero también el país de origen tendría su funcionamiento garantizado. ¿O es normal que un mercado invierta en otro cuando no garantiza en el de origen la inversión necesaria para la subsistencia? Es estúpido y no se entiende, para qué tanto análisis financiero, cuando lo único que hay que hacer es garantizar el flujo de crédito necesario para el funcionamiento un país.

  • Empresas que necesitan descontar Letras o Pagares y que no disponen de crédito.
  • Profesionales que pueden garantizar el pago mediante propiedades y no obtienen crédito.
  • Inicio de nuevos proyectos que no disponen de crédito para su realización.
  • Etc.

Agua y Dinero/Crédito, ambos tan distintos pero ambos tan iguales y necesarios, porque realmente la garantía de suministro de cuál de ellos es menos necesaria para el funcionamiento del país. Ahí os dejo mi reflexión.

JM JURADO
Recovery Specialist International Credits
Especialista Internacional en Recuperación de Créditos
http://recuperaciondeimpagados.wordpress.com/

Etiquetas: , , ,
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
>
Loading ... Loading ...

1 Respuesta a “Embalse financiero: Agua y Dinero.”

  1. Luis Dice:

    Los bancos han prestado a largo y se han financiado a sí mismos a corto en mercados internacionales. Quien hace eso se forra cuando la cosa va bien y se hunde cuando va mal.

Deja un comentario

Debes estar logueado para dejar un comentario.